Orejas de carnaval. La delicia que enloquece al mundo.

Las orejas ya terminadas con su azucar glas y todo.

A todo el mundo le encanta carnaval, los disfraces, las fiestas, las vacaciones para algunos… Pero como no, las orejas. No disponemos de tantas recetas típicas de esta fiesta en nuestra gastronomía, pero las que hay están demasiado ricas para mi boca, especialmente las orejas de carnaval que voy a preparar el próximo mes de febrero.

Hablamos sobre una receta sencilla en los ingredientes, pero que requiere cierta mañana en la ejecución, no tanto para que las orejas parezcan orejas de cerdo tal y como marca la tradición, sino para que la masa quede fina, ligera y crujiente, que es como más se disfruta este postre típico de carnaval.

Ingredientes

  • 250g de harina
  • 50g de mantequilla
  • 25 de anís o aguardiente
  • 100ml de agua tibia
  • 60g de azúcar glas
  • 1 huevo
  • la ralladura de medio limón
  • Un poquito de sal

Cómo hacer orejas de carnaval

Comenzamos removiendo todos los ingredientes excepto la harina en un bol hasta formar una masa homogénea. Si vemos que no nos mola el toque del limón podemos utilizar ralladura de naranja o de mandarina. Luego añadimosla harina tamizándola hasta formar una masa ligera, manejable, elástica y un poco grasosa. Dejamos que repose aproximadamente una hora.

Ahora viene lo mas dificil de todo, porque tenemos que estirar pequeñas pelotas del tamaño de una canica hasta darles forma de oreja (más o menos). Lo más importante es que queden lo más finas que puedas. Para que no se peguen NO DEBES utilizar harina, mejor utiliza un poco de aceite.

 

Mientras que vamos moldeando la masa,  iremos friendo las orejas en el aceite caliente (con mucho cuidado de no quemarse). Puedes utilizar aceite de oliva, pero para este tipo de fritos prefiero el de girasol ya que el sabor del aceite de oliva puede quitarle sabor al limón, y eso no mola nada . Escurrimos el aceite que nos sobre en un plato con papel de cocina y espolvoreamos azúcar glas antes de servir.

Degustación

Ligeras, crujientes, sabrosas e irresistibles. Así son las orejas de carnaval, un vicio incontrolable que desaparecerá de la mesa en cuanto las sirváis junto al café después de la comida o durante la merienda. Es una receta fácil de 40 minutos y el reposo que merece mucho la pena. Por favor, solo te voy a pedir una cosa: comparte esto en facebook, twitter o Google Plus. Cada vez que compartes una media de 5 personas más conocen esta deliciosa receta.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

2 thoughts on “Orejas de carnaval. La delicia que enloquece al mundo.

  1. Me tienen bastante buena pinta. Me guardo la receta para cuando sea carnaval 🙂 .

    • Muchas gracias javier 🙂 !!!!!
      Un saludo

Comments are closed.